Desde Siria hasta Sudán: Un avance en la confianza en la apariencia física

Líderes Guías de Siria viajaron recientemente a Sudán, uniéndose a sus compañeras Guías para capacitar a más de 70 líderes en Libre de Ser Yo – un programa conjunto de la AMGS y Dove, centrado en empoderar a las niñas con confianza en la apariencia física y la libertad para ser ellas mismas. Durante la capacitación, líderes de Sudán y Siria compartieron cómo es la vida en su país y la diferencia que está marcando este innovador programa…

Sham, Syria
Sham, 22, Siria

Mi vida en Siria es tan normal como puede ser. Tengo amigos, voy a la universidad y salgo todos los días en la noche. La guerra ha cobrado un precio a mi país, sin embargo, estoy agradecida porque no me ha afectado en lo personal. En cambio, me ha hecho más fuerte y me ha ayudado a descubrir lo que quiero hacer en la vida.

Me hizo comprender la importancia de la educación, y ahora es mi prioridad. Durante las vacaciones, asisto a actividades Guías. He sido Guía desde los 10 años, y agradezco a mis padres por haberme alentado a unirme al movimiento.  Me ha ayudado enormemente y es una de las razones por las que me considero una persona exitosa.

Nuestras reuniones del Guidismo siempre son agradables. Participamos en actividades, cantamos y aprendemos sobre temas tales como la confianza en la apariencia física. El Guidismo ha sido una parte integral en mi aprendizaje sobre la importancia de los derechos de las niñas. Todas las niñas deben sentirse libres de decir lo que quieran y hacer lo que aman. Esto es lo que me motiva.

He aprendido mucho, particularmente a través del programa Libre de Ser Yo, y fue fantástico conocer a Guías de Sudán durante nuestra reciente sesión de capacitación. He aprendido la importancia de la confianza en la apariencia física, principalmente porque muchas niñas y niños creen en el mito de la imagen. Me ha ayudado a entender la importancia de la confianza en la apariencia física y a mejorar la confianza en mi cuerpo.


Asia, SudanAsia, 18, Sudán

En Sudán, se imponen limitaciones tanto a hombres y mujeres. Las escuelas primarias y secundarias no son mixtas, sin embargo los hombres y las mujeres trabajan duro para respetarse mutuamente.

Sudán está empezando a ofrecer más oportunidades para los jóvenes. Yo voy a la universidad y socializo con mis amigos. Durante mi tiempo libre, soy una Guía. Las Guías me han enseñado a ser organizada, a ayudar a los demás y a desarrollar la confianza en mí misma. También me ofrecen la oportunidad de discutir temas relacionados con las niñas y a  encontrar soluciones.   

Los programas como Libre de Ser Yo, me han ayudado a desarrollar mi confianza para poder expresar mi opinión. Por ejemplo, yo pensaba que andar en bicicleta era sólo para niños, pero a través de este proyecto he desarrollado mi confianza y ahora entreno a mis hermanos pequeños.

El programa Libre de Ser Yo también me ha ayudado a mejorar mi autoestima y la confianza en mi apariencia física, así como a desarrollar mis habilidades de liderazgo.

Es muy importante luchar por los derechos de las niñas y las jóvenes. Quiero apoyar a las mujeres para que no se sientan inferiores a los hombres y puedan ocupar las posiciones de liderazgo que tanto merecen. 


Rania, 30, Sudán

El Guidismo me ha enseñado la importancia de la confianza en uno mismo y la autosuficiencia. Incluso ahora, mis días favoritos son cuando estoy en las Guías, entre líderes y mujeres jóvenes. Nos centramos en temas tales como los derechos de las niñas, intercalados con actividades, juegos y competencias.

Lo que me motivó a ser una Guía fue que vi que los programas que ofrecían, como Libre de Ser Yo, ayudaban a abordar los problemas de la vida real que enfrentan las niñas. Como resultado, he aprendido a tener confianza en mí misma, a alcanzar mis ambiciones y a convertirme en una líder exitosa.

Me gusta ser parte de Libre de Ser Yo, principalmente porque ayuda a mejorar la autoestima y la confianza en la apariencia física, alentando a las niñas a convertirse en líderes por derecho propio. Este programa me ha beneficiado de muchas maneras, y me alegra poder compartirlo con más niñas, tanto de Siria como de Sudán. Ha fortalecido la confianza en mi apariencia física y ha derribado el mito de la belleza, haciéndome comprender que la belleza está en el interior, no en el exterior.


Salma, SudanSalma, 29, Sudán

Mi comunidad está dominada por los hombres, y el país favorece a los hombres por encima de las mujeres. Mientras estudiaba en la universidad, mi sueño era abrir un pequeño restaurante con un hermoso diseño innovador y administrarlo yo misma. Mi idea fue rechazada porque las hijas de las familias respetables ‘no trabajan en tales ocupaciones.’

Algunas veces, la vida en Sudán ha sido sofocante, pero las Guías me enseñaron la importancia de los derechos de las niñas, y que ellas son fundamentales para que una sociedad logre tener justicia e igualdad.

Recientemente asistí a una capacitación Libre de Ser Yo, un programa de la Asociación Mundial de las Guías Scouts y Dove. Su objetivo es asegurar que las niñas puedan desarrollar su autoestima y la confianza en su apariencia física, para que puedan producir un cambio positivo dentro de sí mismas y en la comunidad.

El programa me enseñó a reconocer mis atributos positivos, al igual que los de otras personas. Me ha ayudado a cambiar mi punto de vista sobre muchas cosas que consideraba importantes y, en cambio, ver la esencia de las personas. 



Para obtener más información acerca de Free Being Me, visite: free-being-me.com

Compartir esta página